26 feb. 2016

Cómo convencerla que la amo

Aprendí a amarla en cada sonrisa, en cada mirada llena de pasión camino a la escuela. En los momentos a escondidas y aún mucho mas cuando por primera vez no tuve que esconderme.
Amé su paciencia, su entrega, su estar, su amor, lo bueno y lo malo. Jamás encontré un defecto en ella, toda ella en físico y espíritu dieron a mi vida la chispa de pasión y energía y entrega que siempre quise.
Hoy dice que se va, que no puede con quien soy y lo quiero, y lloro, jamás notorio, jamás evidente, pero mi corazón se ha roto, un pedazo desaparece en todo lo que di entregue y soñé para con ella.
Se va porque no soy normal, porque quiero una relación distinta a las demás y me duele el corazón, el alma y el cuerpo.
¿Como convencerla que la amo si no quiere estar?

22 feb. 2016

Inicia el cuento

Y entonces, con el estómago todo apretado, la respiración acelerada, y el pecho apachurrado salió de su casa.
Tomaba calles conocidas para llegar al que es su destino predilecto, ese lugar reservado sólo para ella, la de los cabellos blancos, la de belleza excepcional, la mujer amada, que tanto anhelaba.

Iba con la conciencia jugando trucos, temerosa del futuro, tan cierto como el presente y tan ajeno de realidades.
Le temblaron las piernas al bajar del carro con la esperanza de que no hubiera llegado, así podría elegir el lugar...

Tan tú

Enamórate tanto de mi como yo estoy de ti.

Te siento tan tú, tan lejos, tan inalcanzable... y yo tan atada al anhelo de una tu.
Es que eres, tan tú, tan perfecta, que no estoy ahí donde tu estas.

¿A donde se fugan esos minutos donde no te puedo abrazar, o decir que te amo sin miedo, sin la cabeza cortando alas pegadas con miel?

¿A donde se van los días en que ni un mensaje en estas tecnologías de 1s y0s me permiten conectar contigo?

¿A donde irás cuando quiera besarte?

¿Donde están los momentos en que te quiero aquí y nunca se ha podido, porque nunca lo he pedido? (así lo quiero pensar)

¿Y si existiera la forma de besarte, amarte y dormir contigo para no despertar en la realidad de no poder tenerte?

15 feb. 2016

Extrañándote

Extrañarte es complicado, es lo más difícil de nuestra historia juntas.
Y es que lo complicado llega cuando analizo el motivo del porque te extraño y es cuando la cabeza entra en razón, entonces me doy cuenta que no te extraño.
Estoy a las 3:15 de la mañana con insomnio desde hace muchas horas atrás pensando en ti, pensando en las cosas bonitas que vivíamos, buscando en mi mente los momentos en los que cuando estábamos juntas me sentía feliz.
Desde hace varios días atrás, me doy cuenta que me gustaba mucho que cantáramos, que riéramos en el carro, o en casa, con la música, y cantábamos y reíamos y teníamos miradas que se conectaban.
Estaba aquí en mi cama y no dejaba de extrañarte. Entonces cuando mi cabeza quiso darle una respuesta al "extrañamiento" que siento... - de verdad me encantaría que estuvieras aquí en la cama a mi lado -
Mi razón me dijo que no iba a ser lo que yo estaba imaginando en mi cabeza, porque entonces sí vas a estar aquí, pero dormida, roncando, de malas porque tenía la luz prendida para estar leyendo, o me hablarías cuando te dieras cuenta que no me podía dormir, y me quitarías el teléfono con tu frase molesta: duérmete, y que cuando hubiera querido acercarme inquietantemente te hubieras quitado.
Así es como me doy cuenta que extraño la ilusión de lo que algún día fue, pero si lo analizo, nunca fue, no recuerdo una noche viviendo en nuestra propia casa donde me permitieras tener una linda noche, la única ilusión que te queda fue cuando tuvimos esos meses viviendo en casa de mis papás, ahí sí teníamos lindas noches y creo que era porque no te quedaba de otra, de otra manera no cabríamos en la cama en cuanto más espacio tuvimos, te alejaste y te fuiste alejando poco a poco.
Extraño la ilusión de lo que fue, y a veces la ilusión de algo que nunca fue, pero que en mi mente existía.
He estado analizando acerca de que era lo bonito de viajar contigo (estos y más análisis como tarea de la terapia), que era lo bonito de ir a una reunión juntas...
Lo único que hasta el momento he logrado mantener como bonito en mi memoria ha sido eso, la música. La música y las miradas.
¿Qué pasó con todo lo demás? ¿qué otras cosas bellas? ...
Hoy en la reunión con mi familia estaba sentada y me puse a pensar cómo sería si estuvieras ahí, en realidad no había nada más que la música, no platicábamos, no teníamos algo.
Y aún con tantas cosas claras en la cabeza, sigo diciendo te extraño y te extraño mucho, tanto que me duele.
El análisis dice que lo que me duele es tener tantas respuestas de golpe y saber que siempre las tuve pero no las quise ver.
Como si siempre hubieses sido una ilusión...

11 feb. 2016

La "carta de recomendacion" que tu ex escribiría

¿Te has puesto a pensar qué diría la "carta de recomendacion" que tu ex escribiría como referencia para ti?

Hasta antes del 24 de diciembre mi respuesta era una: diría la verdad.
Contaría de mi gran gusto excesivo por el trabajo, mis malos humores, mi antipatía para los chistes, mi manera de hacer sentir bien la gente con cosas poco ordinarias. Diría que soy una buena persona y de buenos sentimientos, cariñosa muy a mi manera, pero, luego diría, "bueno, no, la verdad es que no es cariñosa, pero si sabe amar". Diria que soy muy apegada a mi familia, de un genio dificil de controlar y una persona dificil de tratar, pero que cuando me dejo, soy una gran persona. En pocas palabras, diría lo que siempre decía de mi a la gente, lo bueno y lo malo, muy sincera.

Hoy, la verdad no se que diría, pero ya no me siento tan tranquila de lo que pueda decir, inclusive pienso que puede ofenderme, atacarme y hablar mal de mi sin compensar diciendo lo bueno.